Ventajas de reformar las ventanas de casa

Seguro que eres de esas personas que te estás quejando todo el día de la factura eléctrica. Haces bien, yo también lo hago. Ahora bien, en muchas ocasiones pagamos más porque queremos. Y es que no todo es cuestión de poner o encender la calefacción, hay otros elementos que también intervienen en el precio. Aquí puedes saber cómo descifrar la factura eléctrica. Una de ellas es la calidad de las ventanas. Si aún tienes dudas de si debes reformas las ventanas de tu casa, presta atención a estas ventajas que te contamos a continuación porque creemos que después de leerlo vas a tener  muchas ganas de cambiarlas.

Como te decimos, lo primero que vas a notar es una reducción de la factura energética, lo que conlleva a una amortización muy rápida. Pronto vas a ver que el gasto que has hecho en cambiar las ventanas, se convierte en una inversión porque todos vamos a salir ganando.

Consejos

En cuanto las tengas comprobarás que mejora del confort general de la vivienda.

  •  Hay una cuestión que quizás no se tenga en cuenta, pero un cambio de ventanas ayuda a la reducción de emisiones de CO2, contribuyendo a la conservación del medio ambiente. Con ello vas a notar la reducción de las entradas de agentes contaminantes (como polen y ácaros) en la vivienda, contribuyendo a una mejora en la salud familiar.
  • Si eres de esas personas que odias lo de hacer obras, puedes estar tranquila porque es sencilla. Además se pueden realizar por partes, minimizando el gasto y las molestias.
  • Desde Ventanas Elche aseguran que se logran mejoras en el comportamiento acústico de la casa, mejorando el aislamiento de manera asombrosa. Ya no tendrás que escuchar al camión de la basura o a los chavales haciendo botellón.
  •   Mejoras en la seguridad del hogar gracias a su estructura reforzada. El mantenimiento pasa a un segundo plano ya que el PVC no requiere ningún cuidado especial.

Todos estos son pequeños gestos que el Gobierno de España ya recomendó por el bien de todos. España asume el compromiso de reducir en un 20% el consumo de energía en ese horizonte temporal mediante una serie de acciones concretas en los distintos sectores consumidores. Su finalidad es financiar mecanismos de apoyo a esas acciones, entre las que se encuentran definidas las de formación y sensibilización. Dicho Fondo se nutre con las aportaciones de comercializadoras y distribuidoras de electricidad en su calidad de sujetos obligados por ley a contribuir a los objetivos de ahorro.

Aislamiento

Como puedes comprobar cualquier momento es bueno para mejorar el aislamiento de tu hogar, y está claro que el cambio de las ventanas es una de las soluciones más eficaces, tanto por los beneficios alcanzados como por la facilidad de su instalación. Si no lo crees, hazlo, y ya nos contarás.

Además tienes que estar atento porque ha menudo se presentan las convocatorias de los programas renove se gestionas en las Comunidades Autónomas, de conformidad con los convenios de colaboración realizados entre el IDAE y las Comunidades Autónomas para el cambio de ventanas. En principio las fechas de apertura y cierre de estos planes son diferentes en cada Comunidad. Si desea conocer la vigencia de este Plan, te recomendamos contactar con la Dirección General de Industria, o con la Agencia de Energía de su Comunidad Autónoma.

Temperatura ideal

Y mucho ojo con la temperatura. El consejo de IDAE es ajustar el encendido de la calefacción al horario real de ocupación de las viviendas y apagarla por la noche, ya que cuando estas acostado y arropado no es necesaria la calefacción ya que con 15-17ºC es suficiente para dormir confortablemente. Podría dejarla encendida por la noche con el termostato a 15-17ºC si su casa está muy mal aislada y pierde mucho calor por la noche. Como norma, apagar por la noche y encender unos minutos al levantarse, es mucho más eficiente que dejarla encendida toda la noche.

Siempre que sea posible, se recomienda ajustar el termostato a 20-21ºC y utilizar ropa de abrigo para estar en casa, bajar las persianas por las noches para que no se fugue el calor y corra las cortinas para evitar el frío desde los cristales, es lo que técnicamente se denomina pared fría. Por cada ºC en que se incrementa la temperatura de un edificio o vivienda, el consumo energético aumenta en un 7%, al igual que el gasto en calefacción y las emisiones de CO2).