Redecorar con cortinas

Redecorar con cortinas

TOWN-3B-02.1

Las reformas siempre son engorrosas y eso lo sabe todo el mundo y a veces no hace falta hacer grandes reformas para cambiar una habitación. Hoy vamos a hablar de cortinas y de cómo pueden ambientar una estancia haciéndola totalmente diferente. Para empezar os voy a hacer una recomendación y es que si tenéis la oportunidad os paséis por Costinajes Comin porque tiene una gama de estores en Zaragoza envidiable y tienen precios muy razonables dada la calidad de materiales que utilizan y el servicio impecable que ofrecen.

Y es que, en cuestión de reformas, pueden gustarte más o menos y puedes hacerlas tú mismo o no pero, sea como sea, siempre vas a acabar hasta la coronilla. A veces con cambiar los muebles de sitio, añadir algún elemento decorativo e incluso pintar alguna pared todo cambia radicalmente pero otras sólo basta con dirigir la atención a la ventana o al balcón para dar un giro revolucionario a la habitación. Actualmente hay muchísimos tipos de cortinas y muchas veces tienes la típica duda de si debes decantarte por las cortinas, estores o paneles japoneses y muchas veces eso da lo mismo porque no depende tanto de la idea que tengas en tu cabeza como de las necesidades que realmente tengas.

Por ejemplo ¿cuántos alérgicos hay leyendo este post? ¡Qué levanten la mano! Me aventuraría a decir que más de 70% es alérgico a algo y esas personas, como yo, no deben tener peluches, ni mantas, ni alfombras, ni cortinas ¿el motivo? Que cogen muchísimo polvo y, por ende, ácaros. Para todos nosotros es mucho mejor tener un estor porque con un paño húmedo bien limpio puedes pasarlo por el estor y eliminar todo el polvo que acumula que no es ni la mitad que el que puede acumular una cortina tradicional. ¿Entendéis ahora a que me refiero?

Muchas veces nuestras necesidades son las que limitan el uso de una u otra variedad de cortina y, en realidad, es lo más importante porque es lo que va a hacerte la vida más cómoda ¿De qué sirve instalar unos paneles japoneses preciosos si luego el diseño de tu salón no te permite manejarlos con facilidad? Acabarás harta de ellos y te arrepentirás de haberlos comprado. Es mucho mejor ser un poquito inteligente y olvidar las corazonadas para pensar con esa cosa que tenemos sobre los hombros y ver qué es lo que más nos conviene.

En mi casa, por falta de presupuesto, aún tenemos las ventanas antiguas que se abren hacia adentro, no son correderas ¿Os imagináis tener que abrir esas ventanas si tuviera paneles japoneses? Pueden ser precioso, elegantes, y todo lo que queráis pero sería incomodísimo tener que estar abriendo y cerrando las ventanas de mi casa si tuviera ese tipo de cortina instalada. Actualmente tengo cortina tradicional y no me arrepiento porque elegí un diseño precioso que da a la estancia un toque elegante y moderno a la vez y, más adelante, cuando pueda cambiarme los marcos de las ventanas y los cristales, creo que me decantaré por el estor porque me resulta muy cómodo y eficiente.

Deja un comentario